PROTECCION CEREBRAL CON FILTROS DURANTE LA IMPLANTACION DE STENTS CAROTIDEOS
Lunes, 02 de Julio de 2001 19:00

Javier Gutiérrez J. M. D.

Enlace a la noticia original:
Cerebral Protection With Filter Devices During Carotid Artery Stenting

Autores:
Bernhard Reimers, MD; Nicola Corvaja, MD; Sharam Moshiri, MD; Salvatore Saccà, MD; Remo Albiero, MD; Carlo Di Mario, MD, PhD; Pietro Pascotto, MD; Antonio Colombo, MD

Referencia:
From the Columbus Clinic (N.C., R.A., C.D.M., A.C.) and San Raffaele Hospital (S.M., C.D.M., A.C.), Milano, and the Cardiology Department, Mirano Hospital (B.R., S.S., P.P.), Mirano, Italy.

Publicación:
Circulation, Volumen 104, No. 1; Julio 3, 2001

Antecedentes:
La embolización distal durante la implantación de stents carotídeos puede resultar en déficit neurológico. Los dispositivos tipo filtro podrían reducir el riesgo de embolización.

Objetivos:
Describir los resultados de una serie de pacientes quienes recibieron stents carotídeos con protección anti-embólica basada en sistemas de filtro.

Métodos:
Se describen los resultados de la implantación electiva de stents carotídeos en 88 lesiones consecutivas (84 pacientes), utilizando como sistema de protección anti-embólica tres tipos diferentes de filtro. Los pacientes fueron tratados si las lesiones tenian un porcentaje de estenosis mayor del 70%, en tres centros hospitalarios diferentes.

Resultados:
1. El stent fue implantado con éxito en el 97.7% de los casos. 2. En el 96.5% de los pacientes quienes recibieron stent fue posible posicionar el sistema de filtro. 3. En el 53% de los filtros se observó evidencia macroscópica de material embólico. 4. El material recolectado consistió en macrófagos ricos en lípidos, fibrina y partículas de colesterol. 5. Evauando tanto el procedimiento, la estancia hospitalaria y la evolución a 30 días se encontraron complicaciones neurológicas en sólo un paciente (1.2%), quien presentó un accidente cerebral vascular menor que se resolvió en una semana. 6. A los 30 días de seguimiento se presentaron dos eventos cardíacos adversos mayores (2.3%).


Conclusiones:


Comentario:
Aunque el verdadero papel que finalmente tendrán los stents para el tratamiento de la enfermedad carotídea está aún por definirse, parece claro que este procedimento requerirá de la utilización de algún dispositivo de protección distal, que evite las complicaciones relacionadas con la embolización de material al tejido cerebral. Aunque se trata sólo de un estudio descriptivo, la serie de pacientes es consecutiva y tiene una muy baja incidencia de eventos neurológicos.

 

Calendario de Eventos